Lanzarote es una isla llena de bellezas naturales, y sus playas no son una excepción. A lo largo del extenso litoral isleño se suceden playas de todo tipo: de rocas, de arena dorada, de arena volcánica…, y es que Lanzarote tiene uno de los litorales más bonitos de Canarias.

En el norte, encontrarás pequeñas calas de arena blanca, como Los Caletones de Órzola. En la costa este, playas con todo tipo de comodidades en las localidades de Costa Teguise y Puerto del Carmen. En la costa occidental, la enorme y espectacular playa de Famara. Al sur, las paradisíacas playas del Papagayo.